Brindemos por los recién llegados

Tiempo de lectura: 3 minutos

RUBÉN SINTES. La verdad es que tengo una buena noticia. Bueno dos buenas noticias. La primera es que han abierto una coctelería nueva y la segunda es que ha abierto una coctelería nueva. Da gusto ver que la coctelería se está convirtiendo en una tendencia que viene para quedarse y que nuevos empresarios apuestan por ellas.

El primero de estos nuevos locales es The Dashcalle Murillo 5, 28010 Madrid, justo en la plaza de Olavide. Un Dash es una pequeña cantidad de producto que se añade en una receta de coctelería. Es un término inglés, como la mayoría de los utilizados en coctelería, que Rubén de Gracia ha elegido para este nuevo proyecto en el que se ha embarcado tras haber trabajado durante tres años en Dry1862.

En él ha volcado todas sus ilusiones y ha elegido un coqueto local con una preciosa barra curva de mármol que data de finales de los 60 o principios de los 70 y que mantiene el sabor de lo añejo pero con toques modernos, como el cuadro abstracto que le regaló su hermana para decorar el local. Lo mismo pasa con su carta, combina lo clásico con lo moderno. Se basa en recetas clásicas de la coctelería a las que se les ha dado una vuelta de tuerca creativa según las ideas de su dueño. A parte, se pueden pedir otras recetas fuera de carta como atractivo para todos aquellos que tengan una receta favorita que no se encuentre en la carta.

Blushin Russian en The Dash con Rubén de Gracia. Copyright: Rubén Sintes para Devinos con Alicia Gastroblog ©2016

Además, y siguiendo la tradición del castizo barrio de Chamberí donde se encuentra, los fines de semana al mediodía nos ofrecen varios tipos de vermut. Y no nos estraña ya que Rubén, con formación como fotógrafo, es el artífice de las fotos de los cócteles que aparecen en El gran libro del vermut de François Monti.

El segundo de los bares de nueva apertura que nos ocupan en este artículo es Byron, un local que se sale de las zonas típicas en las que se ubican normalmente las coctelerías madrileñas a manos del joven empresario Jesús Alosete. Se aleja del centro de la capital para irse a las afueras, a Valdemoro. El local, decorado con elegancia por Gonzalo Pérez, quien ha apostado por los papeles pintados, una barra de piedra retroiluminada, los motivos animales: pájaros, peces y hasta un craneo de búfalo colgado junto al amplio ventanal animan el espacio… Además abren terraza con vistas al Parque España y a su lago, lo cual será un lugar muy apropiado para pasar las tardes y noches del verano.

Mai Tai en The Dash con Rubén de Gracia. Copyright: Rubén Sintes para Devinos con Alicia Gastroblog ©2016

Aquí la carta es con las típicas recetas que conoce todo el mundo unido a creaciones propias como el Lupita, a base de tequila, sirope de agave, licor de naranja… y humo. A parte de estas propuestas cada quince días nos irán proponiendo una receta de creación propia. Y nos creemos que será una receta estupenda gracias al buen hacer y la profesionalidad de Andrés Cabrera, quien ganó la excelencia en la pasada edición del Curso de Barmaster que imparte la Cámara de Comercio.

Cóctel en Byron con Jesus Alosete. Copyright: Rubén Sintes para Devinos con Alicia Gastroblog ©2016

Además de cócteles para paladares exigentes tienen en carta una selección de tragos sin alcohol, batidos, cafés e infusiones y tartas adecuadas para saciar a los más golosos. ¡Ah, y también tienen su hora del vermut con una selección de marcas de gran calidad!

Auguramos un gran futuro a estos dos locales que comienzan su andadura en este maravilloso mundo de la coctelería y esperamos que cunda el ejemplo y haya más gente que se anime a abrir nuevos locales que animen la escena local.

Print Friendly, PDF & Email
(Visited 795 times, 1 visits today)

About Rubén Sintes

Lloré por primera vez un martes de febrero el año que fallecía un dictador y nacía una democracia y crecí en una ciudad con Movida en la que combiné trabajos de camarero con estudios de Historia del Arte. Al acabar la universidad decidí que este país se me quedaba pequeño y me fui a estudiar fotografía a la capital de la Gran Bretaña. Allí me dedicaba a servir a los lores de la cámara, a su primer ministro o la casa real en sus eventos para pagarme las clases y el material, ya que mis primeros trabajos de fotógrafo no daban para mucho. A los tres años me cansé del clima, el fish and chips y me volví a la madre patria. Aquí seguí combinando hostelería y fotografía. Desde hace cuatro años me he ido especializando en el sector de la coctelería y desde hace tres trabajando de bartender en eventos. Y aquí me hallo, trabajando tras una barra portátil, estudiando un máster sobre destilados y escribiendo para ustedes en un blog de gastronomía… Y tan feliz, oiga.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¿Quieres conocer de primera mano las novedades más importantes del sector y conseguir deliciosas recetas?Suscríbete a nuestra newsletter y estarás al día de todas las novedades.